El Parlamento francés se pasa al software libre

Como ya ocurrió con la Gendarmería, el Parlamento francés migrará de Windows, Office e Internet Explorer a Linux, OpenOffice y Firefox.

Mientras tanto, a este lado de los Pirineos, tenemos un Observatorio de Neutralidad Tecnológica que prepara informes de los que nadie hace caso, las asociaciones de usuarios envían cartas al ministro de turno, y se cuece un proyecto de ley de administración electrónica que no garantiza derechos fundamentales como la igualdad y la no discriminación.

Con este panorama, es difícil imaginarse a “sus señorías” ante semejante reto: cambiar ventanas por pingüinos…

(Vía El País)

OpenOffice en las oposiciones

La Junta de Extremadura ha anunciado que incluirá OpenOffice 2.0 en los temarios de las próximas oposiciones.

"…la prueba práctica de informática de la Especialidad de Auxiliar de Administración General se usará el paquete ofimático “OppenOffice 2.0”, que tiene la ventaja de que apenas supone cambios respecto del sistema anterior, siendo de acceso libre y gratuito para todos. Para facilitar su acceso, y sin perjuicio de la posibilidad de su descarga a través de la página web de la Junta de Extremadura, en las próximas semanas se encontrarán disponibles en los Centros de Atención Administrativa un CD-Rom conteniendo el referido paquete ofimático".

Hasta ahora, la mayoría de las Administraciones Públicas exigen el conocimiento de un determinado paquete ofimático para opositar. En la práctica, equivale a exigir la compra de un sistema operativo y un paquete ofimático concretos para optar a ser funcionario.

Carta abierta al Ministro Jordi Sevilla

Me he tomado la libertad de copiar y enlazar la carta que la Asociación Linux Español envía al Ministro de Administraciones Públicas en relación con la posible dependencia tecnológica en la Ley de Administración Electrónica.

Málaga, 13 de Octubre del 2006 Ministerio de Administraciones Públicas D. Jordi Sevilla,

Estimado Sr. Ministro,

Por la presente, tengo el placer de dirigirme a Vd. en representación de nuestro colectivo y con el fin de proveerle información tecnológica en referencia a vuestras recientes declaraciones ante “El Pais” sobre la “Ley de Administración Electrónica”.

En primer lugar, quería felicitarle por la iniciativa, ya que siendo Internet un medio tan accesible hoy en día, sin duda la Administración Electrónica proveerá un mejor servicio para todos los usuarios. Siendo un adepto a las gestiones electrónicas, es un verdadero placer saber que dicha tecnología estará disponible en la propia Administración.

Sin embargo, me preocupa enormemente la decisión de excluir al software libre del proyecto. No solo me preocupa el simple hecho de desacreditar las recomendaciones de tantas organizaciones como la misma ONU, ni de desperdiciar tanto esfuerzo llevado a cabo en los últimos años, por ejemplo por las comunidades autónomas de Extremadura y Andalucía, que han logrado disponibilizar en España una plataforma libre, abierta y gratuita. Lo que realmente me preocupa como consecuencia de vuestra declaración, es la falta de garantías de neutralidad tecnológica en el proyecto.

Es justamente en este punto, el de la neutralidad tecnológica, donde siento gran necesidad de aportarle información. No garantizar la neutralidad tecnológica, implica directamente asumir preferencias por cierta tecnología. Asumir preferencias por cierta tecnología, implica directamente discriminar las demás tecnologías. Discriminar tecnologías, implica directamente discriminar tanto a proveedores de soluciones informáticas que puedan suplir las necesidades de las Administraciones, como a usuarios que quieran acceder a vuestros servicios.

Por lo tanto, la no garantía de neutralidad tecnológica en el proyecto, se contradice directamente con vuestras geniales ideas de Administración Electrónica, entre las cuales puedo citar una textualmente: “una herramienta clave para garantizar que todo el mundo puede identificarse ante la administración en Internet”. De no garantizar la neutralidad tecnológica, solamente los usuarios que cumplan con los requerimientos técnicos impuestos por vuestra solución serán quienes puedan gozar del beneficio. Los demás, serán simplemente discriminados.

Gracias a la abundante existencia de estándares abiertos aplicables a los servicios en Internet, la dependencia tecnológica no es necesaria. De esta manera, espero sinceramente que mis consejos sobre la neutralidad tecnológica sean contemplados y, por consiguiente, espero con muchas ansias que reconsidere la elección de excluir el uso del software libre en tal ambicioso proyecto.

Sin otro particular, quedo a vuestra entera disposición.

Microsoft comienza a ceder: lanzará un plugin de OpenDocument para su Office

A través de news.com leo que parece ser que finalmente, Microsoft lanzará a finales de octubre un plugin para Word que permitirá la generación de documentos en formato OpenDocument (ODF). En 2007 se lanzarán plugins equivalentes para Excel (ODS) y Powerpoint (ODP). Los plugins no se incluirán con Office 2007, habrá que descargarlos desde el web. Sin duda es una buena noticia desde el punto de vista de la no dependencia tecnológica.

En muchos casos, las Administraciones Públicas utilizan formatos propietarios para distribuir documentos o como requisito a la hora de presentar documentación en formato electrónico. Un ejemplo lo encontramos en la convocatoria de los premios a la "Excelencia en la Gestión Pública" del Consejo Superior de Informática. En el anexo 2, publicado en el BOE (Boletín Oficial del Estado) del 25 de febrero de 2006, dice: "3. Soporte: La Memoria se confeccionará en soporte papel y soporte informático. El soporte informático será un CD ROM conteniendo la Memoria en archivo «.doc» («Microsoft Word») y archivo «.pdf» («Acrobat »). A fin de evitar problemas de distorsión, todos los gráficos que se incluyan en la Memoria deberán estar insertados en las páginas del archivo de «Microsoft Word»".

No deja de ser extraño que sea el propio Consejo Superior de Informática quien establezca como requisito para la obtención de un premio a la excelencia, la utilización de un determinado producto de una determinada empresa ¿verdad?.

Importancia de la presencia en la Web de la Universidad

Esta mañana he asistido a la conferencia "Importancia de la presencia en la Web de la Universidad" organizada por el Vicerrectorado de Tecnología e Innovación Educativa de la Universidad de Alicante. La presentación ha estado a cargo de Isidro Aguillo del InternetLab del CSIC. La charla ha estado realmente bien. No ha sido una sesión de recetas para que una web suba posiciones en google, menos mal, sino que ha tenido un enfoque más didáctico: Cómo medir de forma cuantitativa la presencia en la web.

El uso de los buscadores como fuente de datos y las técnicas que utilizan para realizar los análisis cuantitativos son innovadoras, al menos no las conocíamos. Además, la importancia que conceden a la presencia en Internet como fuente de divulgación científica seguro que es algo que dará que hablar en un futuro cercano.

Importancia de la presencia en la Web de la UniversidadLa ‘parte negativa’ tiene que ver con mis expectativas personales. Me ha sorprendido el poco hincapié hecho acerca del uso de estándares web, que sirven entre otras cosas para facilitar la indexación de las páginas y, por tanto, la visibilidad. La, en mi opinión, excesiva importancia que aparentemente se concede a formatos propietarios como .doc (Microsoft Word) y .ppt (Microsoft Powerpoint) no contribuyen precisamente a reducir la brecha digital. No debería valorarse de la misma forma un documento publicado en un formato abierto y accesible desde distintas plataformas, como PDF (Portable Document Format) o PS (PostScript) que un documento publicado en un formato cerrado y propietario, para el cual es necesaria la adquisición de un sistema operativo y un paquete ofimático concreto. Están disponibles para su descarga la presentación (en PDF) y el vídeo de la conferencia, en formato WMV (uff! Windows Media Video) comprimido con ZIP. También es posible ver la conferencia desde el navegador, o desde la página del Vicerrectorado.